Tartaleta

$650

Canastilla redonda de unos 3 a 4 cm de diámetro con paredes oblicuas lista para rellenarse. Su sabor es neutro y permite toda clase de rellenos salados o dulces. Las tartaletas pueden  gratinarse e incluso meterse al horno.

Las tartaletas nacen porque en el mercado, aparte de las tostadas, no había algo que realmente pudiera usarse para brindar rellenos bien preparados, decorados y que tuviera capacidad para ser rellenado. La masa neutra de las tartaletas y su textura las hacen apetecidas por las amas de casa y los hoteles, restaurante y casas de banquetes.  

Se recomienda rellenarlas un rato antes, normalmente son de consistencia dura y de textura tostada pero pueden ablandarse un poco si el relleno es húmedo. 


Relleno sugerido para 50 tartaletas

Una lata de atún, con verduras finamente picadas, permiten rellenar una 50 tartaletas de tamaño pequeño.

Ingredientes  

- Un ramito de apio 

- ½ cebolla blanca mediana picada finamente y dejada una ½ hora en vinagre con azúcar - Mayonesa y sal al gusto 

- Pimentón rojo picado finamente 

Mezclar todo y dejar el relleno en la nevera hasta la hora de servir. Se puede reemplazar el atún con pechugas previamente sancochadas.

En Doña Linda también tenemos una tartaleta más grande ideal para preparaciones especiales a base de mariscos, carnes, pollo o verduras, que te permitirán sorprender a tus comensales y darle a tus picadas ese tipo de distinción que se merecen.

La tartaleta, así como todos los productos de Doña Linda, es una picada completamente artesanal y está hecha con un 100% de ingredientes naturales, sin preservativos ni agentes conservantes.